Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Educación financiera

La mentalidad financiera: primer paso para el buen uso de tu dinero

Cambiar tu mentalidad financiera puede aliviar el estrés y mejorar tus finanzas. Sigue estos consejos prácticos para mejorar tu manejo del dinero y alcanzar la tranquilidad financiera.

Es un hecho: las finanzas personales tienen gran poder en la vida de las personas. Incluso más allá de lo económico. Pueden influir tanto en el ánimo como en la paz con la que se vive. Cuando se trata de caminar por ahí libre de estrés, ser productivo y, en general, alcanzar ese “momento Zen”, entonces hay que abordar las finanzas y encontrar rutinas que eviten los dolores de cabeza que ocasiona una deficiente administración del dinero. 

En palabras parece simple: identificar los factores financieros estresantes en tu vida. Estos pueden ser preocupaciones sobre deudas, pagos atrasados de facturas o un mal control sobre tus finanzas… también se podrían incluir las discusiones sobre el tema.

Es momento de relajarte y empezar por:

Cambiar la mentalidad financiera

Cambiar la mentalidad transformará la forma en que se ve y gasta el dinero. También te pondrá en el camino correcto para obtener tranquilidad o el denominado “momento Zen”. Una persona con una mentalidad negativa hacia el dinero creerá lo siguiente:

  • La deuda es una parte de la vida que no se puede evitar.
  • Solo los ricos pueden permitirse cosas caras.
  • Nunca voy a saber cómo sacar partido a mi dinero.
  • Es imposible ahorrar suficiente dinero para la jubilación.

¿Te identificas? Pues, te advertimos que ese tipo de pensamientos atraen más deudas de las que se pueden manejar. Asimismo, desincentivan el ahorro o los planes de jubilación. En cambio, una mentalidad positiva respecto al dinero resultará en una manera más fácil y efectiva de administrar las finanzas. A continuación, te enseñamos cómo alcanzar el “Zen financiero” sin fracasar en el intento.

Paso 1: Administrar el dinero

Hay una idea generalizada de que administrar el dinero significa que no puedas gastarlo en otra cosa que no sea lo esencial. No es así. Significa ser consciente de en qué se está gastando.

Cuando se usa el dinero conscientemente, se termina teniendo mayor control de este. Cuando se carece de esta disciplina, se termina malgastando los ingresos, quedando corto y acumulando deudas.

Paso 2: Presupuesto

Tener detalladamente escrito a qué se destinará cada moneda es vital para gastarla correctamente. Una vez que tengas un plan para cada peso que ingresa a tu bolsillo, te será más fácil la vida y así evitarás recurrir a deudas malas.

Paso 3: Y hablando de deuda…

Tener deudas con las que no se puede lidiar solo causa más estrés y definitivamente no brinda tranquilidad económica. Es esencial calcular cuánto se necesita para pagarlas. Incluso, debe ser un hábito mensual. Dicha cifra debe permanecer constante hasta que el compromiso se haya eliminado. Debe ser un pago prioritario, junto con otros gastos esenciales.

Paso 4: Invertir

Si tras saldar tus deudas obtienes un excedente de dinero. Una buena idea sería poner esos ingresos en inversiones. De esta forma ni siquiera tendrás que pensar en apartar dinero o arriesgarte a gastarlo. 

Hoy se habla mucho de la inversión. Y es que el dinero que se destina a esos fines crecerá exponencialmente a lo largo de los años, hasta que estés listo para jubilarte cómodamente.

Otros consejos prácticos son:

  • Pagar las facturas tan pronto como lleguen. Esta es una de las maneras más fáciles de eliminar el estrés por las facturas. 
  • Haz que tus pagos sean automáticos. En lugar de pagar las facturas a medida que llegan, puedes configurar pagos automáticos y listo. Cabe destacar que funciona igual de bien como técnica para ahorrar.
  • Revisa tus finanzas al menos semanalmente. Para tener una sensación de control sobre tus finanzas, estas deben ser monitoread

En resumen, cuando se trata de alcanzar la tranquilidad financiera, la forma de pensar es lo primero que tienes que cambiar. Una vez se tenga una actitud positiva hacia el dinero, es más sencillo hacer presupuestos detallados, comenzar a reducir la deuda y más adelante invertir. 

Explora otras publicaciones

Llevemos esto a tu bandeja de entrada

Recibe nuestro boletín con recursos como artículos, guías y videos.

Suscríbete a nuestro newsletter especial y recibe informaciones acerca del sector financiero y la banca múltiple

* indicates required
Selecciona tu tema de interés